Budapest, la perla del Danubio. La llegada más habitual a esta maravillosa ciudad se suele hacer en avión, pero una vez aterrizamos ¿qué maneras tenemos para llegar a la ciudad? En este post te lo contamos muy detallado.

El aeropuerto Internacional de Budapest Ferenc Liszt es la puerta de entrada a la capital de Hungría. Es el aeropuerto más importante del país y se encuentra al sureste de la capital, a unos 22 km de distancia de la ciudad.

El aeropuerto está dividido en dos terminales, la 2A para vuelos a países Schengen y 2B para vuelos a países fuera de la zona Schengen , pero ambas comparten un mismo edificio.

Una recomendación es que en el aeropuerto solo cambies el dinero justo y necesario para llegar a la ciudad, porque el cambio no es el mejor precisamente. Luego, ya en Budapest, puedes cambiar más dinero con un mejor provecho en algunos lugares. Estamos preparando un post con toda la información y consejos para el cambio del dinero y otras opciones para evitar las comisiones.

Al no ser muy grande el aeropuerto, el encontrar los distintos medios de transportes hacia la ciudad se hace bien sencillo. Cuando sales al hall principal, enseguida encuentras tanto las casas de cambio (también hay cajeros automáticos con las siglas de ATM), como el mostrador de Información Turística y justo en frente la salida donde puedes coger cualquiera de los medios de transporte que a continuación detallamos.

dav

BUS

La opción que elegimos nosotros fue la de tomar el bus que lleva directo al centro de la ciudad. Es el número 100E. Tiene una frecuencia de salida de 20 minutos. Llega al centro de Budapest en unos 35-45 minutos aproximadamente dependiendo de la parada en la que te quedes. Estas son tres, Kálvin Ter, Astoria y Deák Ferenc. El horario es bastante flexible, desde las 4:00 a las 23:30. El precio es de 900 HUF, unos 3€ y se puede comprar el ticket en las máquinas espendedoras o pagar directamente al conductor (ojo, solo puedes pagar en florines).

BUS-METRO

Otra opción es la de combinar bus y metro. En el aeropuerto tomas el bus 200E, tiene una frecuencia de 8-10 minutos, y este te lleva hasta la estación de metro de Kőbánya-Kispest en unos 20 minutos. Allí cogerás la línea de metro M3 y te bajas en Kálvin Ter o en Deák Ferenc Ter. Este trayecto te llevará algo más de 15 minutos. Lo ideal es comprar el llamado “transfer ticket”, que te valdrá para los dos medios de transportes que vas a necesitar y que tiene un precio de 530HUF (1,6€ aproximadamente). El horario del bus 200E es desde las 4:00 a las 23:00 horas.

MINIBUD

Una opción más privada pero también más cara es el MiniBud. Son pequeños buses con capacidad para 8 personas y que realizan el servicio puerta-puerta. Si consigues reunir la suficiente gente para que vaya completo, te puede salir el billete por 6€ por persona. Si solo son dos pasajeros el precio es de 10€ cada uno. Para contratar el servicio debes hacer una reserva en su web.

TAXI

Como siempre, también puedes tomar un taxi, siempre sabiendo que el precio se disparará con respecto a las otras opciones que hemos visto. Estamos hablando de unos 7000 HUF (unos 22€). Están en la misma puerta de salida.

ALQUILER DE COCHES

Por último, si lo que quieres es alquilar un coche para también visitar el resto del país, en el aeropuerto o en la ciudad puedes alquilar uno con alguna de las principales rent a cars que existen en Europa.

Para que no te vuelvas loco buscando una por una, nosotros te recomendamos muchísimo que compares precios a través de Easy Terra donde vas a encontrar las mejores ofertas de alquiler con esas mismas empresas.

Podrás alquilar un coche con la posibilidad de cancelación sin cargo hasta 48 horas antes de la hora de recogida acordada, con el mejor precio garantizado en más de 8000 lugares de recogida en todo el mundo.

 

Esperamos que este post te sea útil en tu viaje a Budapest. Seguimos escribiendo más post para que tengas la mejor info que puedas para visitar la capital de Hungría. Si quieres puedes también ir echándole un ojo al que hicimos contando 10+1 lugares imprescindibles para ver en Budapest.

Recuerda que nos puedes seguir en Facebook, Instagram y Twitter y también echarnos una mano compartiendo este artículo con tus contactos, pinchando en los enlaces que hay al final de este post.

No te cuesta nada y a nosotros nos pones muy feliz. 🙂

 

¿TE GUSTÓ ESTE POST?. SUSCRÍBETE PINCHANDO SOBRE LA FOTO Y LLÉVATE ESTE EBOOK GRATIS

anuncio web